Saltar al contenido
Dehamster.net

Hámster Albino

El hamster albino

El hámster albino es uno de los más fáciles de reconocer por sus características físicas, pero también es uno de los hámster más difíciles de encontrar, ya que no son nada habituales. Este pequeño roedor tiene el pelaje completamente blanco, la piel rosa pálida y los ojos rojos.

No es una raza de hámster por sí misma, sino que es una variante de otras especies de hámster ya conocidas, como el hámster dorado o sirio o el hámster ruso. El albinismo, presente en otras muchas especies animales, es un gen que deriva en una falta de melanina o pigmento en la piel y, especialmente, en el cabello, lo que provoca que toda la piel y el pelo se presenten completamente blancos.

Existen hámster de color blanco y no son albinos. No hay que confundir albinismo, que es un gen específico que tiene ese ejemplar, con hámster de color blanco.

Los hámster albinos, además de todo el pelo de color blanco tienen las especificaciones físicas citadas anteriormente.

Esta última variante del hámster sirio fue descubierta años más tarde. Mientras que el primer ejemplar albino sirio fue hallado en el año 1950, no fue hasta el 1988 cuando se descubrió el primer ejemplar de hámster albino ruso.

Hoy en día, es una de las variantes más difíciles de conseguir por su complejidad a la hora de transmitir el gen de los progenitores a sus crías.

Curiosidades del Hámster Albino

Albino hamster

El hámster albino se logra siempre que los dos progenitores posean este gen albino, tanto la hembra como el macho. Si bien es cierto que se tiende a creer que el hámster albino es ciego, lo cierto es que sí tiene visión, aunque ligeramente peor que la del resto de hámster.

Sin embargo, poseen un olfato mucho más desarrollado para paliar su pobre visión. Por ello, antes de interactuar con ellos o querer manipularlos se recomienda acercar la mano a la nariz del animal para que pueda olfatear para ganar su confianza.

En cuanto a demás características físicas, el hámster albino es prácticamente igual que el hámster de la raza a la que el ejemplar pertenezca. Su peso suele rondar los 120-170 gramos y el tamaño dependerá de si se trata de un hámster albino sirio o hámster albino ruso.

Algunos de ellos nacen sin ojos y su esperanza de vida se reduce considerablemente respecto al resto de hámster albinos.

Conocida esta variante con el nombre de blancos anoftálmicos, estos hámster suelen vivir un año como máximo debido a este defecto genético, frente a los dos o tres años que suelen vivir el resto de ejemplares sin este fallo congénito.

Alimentación del Hámster Albino

como es el hamster albino

El hámster albino se diferencia del resto de ejemplares de su especie por características físicas. Sin embargo, la alimentación y sus cuidados básicos deben ser los mismos que los del resto de especies de hámster. Básicamente, su alimentación se basa en semillas y cereales, que pueden encontrarse en los pellets o alimentos preparados para hámster.

Aún así, es importante completar su dieta con otro tipo de alimentos naturales, como verduras o frutas. Además, se les puede dar pequeñas porciones de alimento para perros o gatos cachorros de vez en cuando, ya que son animales omnívoros.

Cuidados específicos del Hámster Albino

El hámster albino no requiere de muchos cuidados específicos respecto al resto de especies de hámster. Si bien es cierto que por su pobre visión y su gran desarrollo olfativo se recomienda dejar que el pequeño roedor reconozca su entorno mediante su olfato, incluidos los humanos que vayan a interactuar con él.

Como muchas otras especies de hámster, el hámster albino es un roedor muy activo que necesita hacer mucho ejercicio físico diario para mantenerse sano y feliz.

Se recomienda, así, que su jaula sea lo suficientemente espaciosa como para permitirle moverse con total libertad y disponer en su interior todo tipo de artículos diseñados para el entretenimiento y el ejercicio físico de los hámster, como rampas, ruedas, túneles y tubos.

Sabías que...
El Hámster Albino poseen un olfato mucho más desarrollado para paliar su pobre visión.

Otros cuidados básicos del hámster albino y de las demás especies es la limpieza y mantenimiento de su jaula para evitar enfermedades. Es imprescindible una buena limpieza cada pocos días y desinfectarla, al menos, una vez por semana para evitar que se creen bacterias o virus que pudieran enfermar al animal.

Por último, el hámster albino debe tener agua y comida durante todo el día, aunque sus mayores horas de actividad son durante la noche ya que, al igual que el resto de hámster, son roedores nocturnos.

Es importante variar y cuidar su dieta diaria para mantener al hámster sano, además de cambiarle el agua todos los días y limpiar su bebedero y demás utensilios que estén en contacto con el roedor cada cierto tiempo. Además, se debe cuidar la temperatura de la jaula donde viva el hámster albino, siendo ésta ni muy cálida ni muy fresca.

Video sobre el Hámster Albino

Otros tipos de hámster que te podrían interesar:

Hámster Albino
5 (100%) 4 votes